El 1º de mayo, un día para luchar y no olvidar